Zapote blanco:


Árbol perennifolio de 6-10 m de altura, de copa ancha yl tronco grueso con la corteza de color gris. Las hojas pecioladas y digitadas, muestran normalmente con 5 folíolos, aunque a veces se encuentran hojas con 3 y 7 folíolos. Estos son de elípticos u ovales a anchamente ovados. Las flores pentámeras en cortas panículas, de color verde amarillento o blancuzco, fragantes. Los frutos son drupas, redondeados, amarillentos o verdosos, de unos 10 cm de diámetro, con forma de pera, recibiendo por este motivo el nombre de pera mexicana. La piel es delgada y la pulpa amarillenta, mantecosa, de sabor dulce, parecido al melocotón. Contiene 2-5 semillas de gran tamaño.

Este árbol se cultiva en Mexico y América central por sus frutos, que se consumen en fresco. El fruto es rico en vitaminas A y C, y posee un alto contenido de carbohidratos y proteínas. La corteza, las hojas y sobre todo las semillas contienen un glucósido, denominado zapotina (5,6,2,6-tetrametoxiflavona) que tiene propiedades hipnóticas y sedantes (*). Las propiedades farmacológicas de los extractos del zapote han sido extensamente estudiados pero solo en modelos animales. Sin embargo, estos estudios confirman el uso popular del zapote, que se utiliza en medicina popular en caso de insomnio y dolores reumáticos.

Recientemente el zapote y, sobre todo la zapotina, han despertado el interés de los químicos médicos al descubrirse un potente efecto inductor de la apoptosis en varias líneas celulares derivadas de cánceres de colon. Este efecto ha sido observado tanto "in vitro" como en "iin vivo" en animales de laboratorio

En dosis altas puede ser mortal. La madera del árbol se emplea en carpintería.


Zapote